top of page

Charles Nodier (1780-1833) fue todo un personaje. Orador e hijo de orador, de ahí la ampulosidad de su estilo, tuvo una juventud tan completa en su formación académica como agitada en lo político, siendo un habitual de la intriga política (participó en el complot que buscaba la alianza entre realista y jacobinos) y de soflama fácil, lo que motivó su continua fuga por los montes. Se serena tras su matrimonio y engarza trabajos como catedrático, secretario del millonario inglés sir Herbert Croft, bibliotecario de Laibach, director de un periódico y propiciador de unas reuniones vitales para las letras francesas: crea el primer cenáculo del vomiento romántico: Víctor Hugo, Lamartine, Vigny, los dos Deschamps, Musset, etc. lo frecuentan. Mantuvo durante toda su vida una actitud renacentista, descollando en la fisiología, la medicina (formula la ley de herencia de la tuberculosis) y la oratoria. Dejó tras de sí fama y novelas meritorias (Infernaliana, 1822 o La Fée aux Miettes, 1832). Además de Los demonios de la noche, el libro incluye otra novela corta: Trilby o el duendecillo de Argail, una fábula cruel que cobró vida durante un viaje de Nodier por tierras escocesas, y que gozó de gran éxito en su tiempo, gozando incluso de varias adaptaciones teatrales. El libro también recoge todos los textos que sirven para interpretar la peculiar concepción de Nodier sobre los sueños y dos escritos inéditos hasta la fecha en castellano: Sobre lo fantástico en la literatura y Algunos fenómenos del sueño.

Los demonios de la noche

S/.30,00Precio

    Productos relacionados